DESDE CHILE: ABIMAEL GUZMÁN PRODUCTO DE LA HISTORIA

DESDE CHILE: ABIMAEL GUZMÁN PRODUCTO DE LA HISTORIA
Compartir con redes sociales

Han pasado 173 años desde la publicación del Manifiesto Comunista y la burguesía, la reacción, aun es incapaz de entenderlo.

Aun no entienden que son las condiciones materiales de la sociedad capitalista, los altos grados de explotación de la mayoría, el enriquecimiento y concentración de la riqueza-poder de la minoría, la destrucción del ser humano y de la naturaleza, lo que fundamenta a lo largo y ancho del mundo la revolución.

Les cuesta entender que su propio egoísmo, su ambición desmedida es lo que indigna y subleva a los pueblos que a la vez los hace empuñar el fusil como un solo brazo.

Su supremacismo, su individualismo lo trasladan al campo revolucionario. Piensan que la revolución socialista, la guerra popular prolongada es resultado de un solo hombre, de las condiciones personales de un líder menospreciando así el trabajo colectivo, la capacidad de las masas de convertirse en partido y ejército revolucionario. Piensan que la liquidación del dirigente conlleva la liquidación del movimiento.

Aun no entienden que Abimael Guzmán se transformó en el Presidente Gonzalo no por obra y gracia de sus condiciones particulares de liderazgo e inteligencia sino porque las condiciones político-sociales, históricas fueron las que forjaron al profesor universitario, lo que lo transformó en el dirigente revolucionario que fue capaz no sólo de dar con la forma colectiva de trabajo para refundar el Partido Comunista de Perú junto a la primera generación de revolucionarios sino que fueron capaces de traspasar el tiempo, vencer la cárcel, transformarla en cárcel combatiente y romper en el nuevo siglo como una alternativa vigente.

Las condiciones actuales de Perú son similares en cuanto a los altos grados de miseria e injusticias que llevaron a formar el destacamento revolucionario y que llevaron a iniciar la guerra. La clase dominante se sabe corrupta y desprestigiada al interior de los pueblos. Se sabe debilitada y quizás al borde del abismo y nuevamente sus crímenes la asechan, la arrinconan y vuelven sin entender a centrar el problema de Perú en un solo hombre y no en su decadente y corrompida sociedad. Centran sus miedos y pánico en el cuerpo sin vida de Abimael Guzmán porque saben que es el Presidente Gonzalo que aun cuando haya dejado de latir su corazón su sola presencia los acusa y los condena. Son incapaces y cobardes de mirar a ese cuerpo de frente porque se saben condenados, se saben culpables.

Su desquicio y pánico los hace secuestrar al cuerpo de Abimael el Presidente y hacer desaparecer cremándolo violando incluso lo que ellos llaman “el derecho a una cristiana sepultura”. Violan el derecho de sus familiares, pero por sobre todo violan el derecho de los comunistas revolucionarios, de los maoístas del mundo de despedir a uno de los más grandes revolucionarios.

No entienden, y siguen sin entender, que aun cuando lo secuestren y lo cremen se levantarán miles de Abimaeles, cientos de Presidentes Gonzalos porque las condiciones objetivas siguen ahí intactas, porque las condiciones subjetivas irán cambiando, por la correlación de fuerzas soplará a favor del proletariado, porque su sociedad de clases tarde o temprano llegará a su fin pero por sobre todo porque la revolución se justifica. 

La semilla de la revolución que sembró la generación revolucionaria que integró Abimael Guzmán cayó en tierra, en campo fértil y está en plena floración. El progresismo no tardará en mostrar su real rostro y terminará doblando su espinzado ante el empresariado, ante el capital. Optará por dar certificado de buena conducta sumándose a la banda de secuestradores que se niegan en entregar el cuerpo del Presidente Gonzalo, terminarán sumándose al coro reaccionario y fascista que condena nuevamente la lucha de los revolucionarios pero ahí estarán las nuevas generaciones de revolucionarios que volverán con nuevos y mayores aprendizajes, con nuevas y mayores fuerzas, con nuevas y mayores certezas, con nuevas y mejores fuerzas para el triunfo final. Podrán no entregar el cuerpo, hacerlo desaparecer eso nuevamente los mostrarán como los cobardes y asesinos que son pero ya será tarde e inútil la revolución peruana no se ha detenido, no la podrán desaparecer ni cremar, los revolucionarios muertos vivirán por siempre en corazón de los pueblos. Sus luchas son las luchas de las nuevas generaciones y de todos los pueblos.

Para seguir leyendo

La monstruosa ley de secuestro

https://presospoliticosdelperu.blogspot.com/2021/09/abajo-la-monstruosa-ley-de-secuestro-y.html?fbclid=IwAR0OBhU4g2gLlGNKsnS6KsYXz8tgBaXJY8ui3Jb-6lJhLky2CWZVBBWGWX8

Comunistas del mundo llaman

https://presospoliticosdelperu.blogspot.com/2021/09/pronunciamiento-de-tres-partidos.html?fbclid=IwAR1k7hR3i7ULuSLHl_v6Q7KePr2OS8BEMEq75rFAOp8D4WR0zSfJqn40ySs

Pedro Castillo firma ley de secuestro y desaparición de los comunistas fallecidos

https://ipnews.info/comunidad-global/pedro-castillo-firma-ley-de-secuestro-incineracion-y-desaparicion-de-los-comunistas-fallecidos/

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus (0 )