PATRIA ROJAYJU: COMANDANTE OSVALDO VILLALBA ¡PRESENTE!

PATRIA ROJAYJU: COMANDANTE OSVALDO VILLALBA ¡PRESENTE!
Compartir con redes sociales
Patria rojayju
 
Los pueblos del cono sur nos enfrentamos nuevamente a la criminalidad imperial. Ha caído Osvaldo Villalba en combate y la oligarquía paraguaya festeja. Intenta vender a precio de sangre una derrota que no es tal.
 
En la tierra de las desigualdades, en esa donde en una sola mano entran los dueños de todo, inmunda oligarquía que se enriquece en un país donde no hay como ocultar la pobreza, ha caído un combatiente, y a los hombres y mujeres honestos del mundo se nos retuercen las tripas, masticamos odio con la misma intensidad con la que amasamos sueños.
El Paraguay parece signado por la providencia a afrontar las batallas más duras por estas latitudes.
 
El fantasma de la guerra dirigida por los ingleses que despojó al país, se hace ver como una maldición heredada de generación en generación, y así este pueblo terco, que sabe mucho de muerte pero no sabe de morir, sigue presentando batalla sin darse por enterado de que alguien alguna vez les condenó a la miseria.
 
A lxs compañerxs les han arrancado los tributos mas preciados llegando al punto más alto con el asesinato de lxs hijxs. Porque esto no es una cuestión de balas, no se trata de un golpe estrictamente militar sino un golpe a la moral y sin embargo ahí están de pie.
 
Ha sido una sucesión de hechos criminales, miserables e inhumanos que quedarán registrados en la historia como el conglomerado de mierda que son: Terrorismo puro y duro.
 
El internacionalismo del enemigo no solo se muestra a cara descubierta, sino que se ufana públicamente de como entre israelíes, yaquis y paramililtarismo colombiano forman a las fuerzas especiales contra la insurgencia. Grupos de mercenarios financiados por las multinacionales, en defensa de las multinacionales, asesinando en nombre de las multinacionales, con millones de dólares a disposición para operar. Así de grande era el enemigo de Osvaldo Villalba. Así de criminales son con toda la clase pobre. Así de falsa es cualquier promesa que hagan para verles de rodillas.
 
¿Cómo no sentirse idetificadx con uno de lxs 8 hijxs de esa mujer pobre que alimento el cuerpo con lo que había y el espíritu con conciencia de clase? ¿Cómo no sentir el puntazo en el estómago y llenarse de bronca? ¿Cómo no putear? ¿Cómo no sentir hermano a quien dejándolo todo se funde sin condiciones en la lucha del pueblo?
 
Casi todo se vuelve absurdo en estos días y a su vez, cobra mayor valor cada acción militante porque nos debe dar vergüenza quedarnos quietxs.
 
Cayó en combate un hijo guaraní de la clase trabajadora.
 
Su sangre, la de esa familia heroica, no puede más que abonar la tierra para lo que vendrá.
 
Su nombre ya esta tallado en los cuadros de honor de la memoria.
 
Su ejemplo, será instrucción para quienes recojan el legado.
 
Su historia, se contará erizando la piel cuando la humanidad no conciba la existencia de la propiedad privada.
 
El sello paraguayo que dejo el mariscal Lopez no concede rendiciones.
 
Aunque la muerte aceche no hay rendición posible cuando de revolucionarixs de esta talla se trata.
La lucha sigue.
 
Homenaje al comandante

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus (0 )